Votar en falacracia

Instrucciones para votar en falacracia
Empezamos por hablar de la inutilidad de un objeto y terminamos con una conclusión autocomplaciente llena de  credulidad y fanatismo. A continuación nos bebemos un donut cubierto de cualquier cobertura industrial mojándolo en leche enriquecida en calcio. Masticamos bien el calcio de la leche y después vamos a votar a uno de los dos partidos “útiles”.
 Tras el resultado insatisfactorio de las elecciones vamos al baño y apretamos bien el culo, y hay que apretar fuerte porque el calcio enriquecido junto con la cobertura del donut ha cristalizado en nuestro ano, impidiendo la salida de toda la mierda que hay en nuestro interior.
Así, hasta las propias elecciones en las que nuestro cuerpo ya habrá  reabsorbido la mierda y exige más donuts de cobertura industrial y más leche enriquecida en calcio.

No hay comentarios: